Tag Archives: Grande

El GRAN San Bernardo

5 May

Todos tenemos en la cabeza la imagen del San Bernardo como un perro grande y bonachón, que atraviesa incansablemente grandes bosques con un barril de licor colgando del cuello. El San Bernardo es de carácter tranquilo, reposado y cariñoso. A pesar de ello, los cachorros deben ser educados con firmeza para poder controlarlos de adultos, ya que es una raza de mucha potencia.

Es un perro de enorme fuerza y puede ser educado perfectamente en el interior de un hogar. Se adapta bien a la vida familiar aunque tiende a babear y necesita espacio. Es conveniente que haga ejercicio diario. Debido a su gran tamaño es un animal que come mucho, por lo que su coste de mantenimiento es bastante elevado.

Es muy importante cepillar al San Bernardo a diario y mantenerlo bien aseado, con especial atención en la boca y los ojos.

Debido a las grandes dimensiones del San Bernardo, su conformación torácica es muy profunda y de gran tamaño y esto puede hacer que esté expuesto a la torsión de estómago. La causa de este movimiento puede ser dada por una abundante comida seguida de un movimiento de rotación axial del estómago. La única solución es una terapia quirúrgica.

El San Bernardo es un perro de gran tamaño y fortaleza. Buen aprendíz gracias a su inteligencia superior. De cabeza maciza con hocico corto, stop marcado y bien definido. Belfos muy desarrollados y colgantes. Bien proporcionado. Ojos profundos y oscuros, cuello fuerte y característica papada. Cola colgante, ancha en la base y puntiaguda en el extremo. Orejas de longitud media. Puede ser de abundante pelo largo, ondulado y grueso, o de pelo corto, muy apretado y liso. El pecho, las patas, la punta de la cola, el collar y la banda alrededor del hocico son siempre blancos. Con sombras negras en cara y orejas, posee manchas anaranjadas, caobas o rojas.

En el paso de montaña del Gran Monte St. Bernhard, a 2.469 metros sobre el nivel del mar, unos monjes fundaron en el siglo XI, un hospicio para viajeros y peregrinos. Allí se criaron, desde mediados del siglo XVII, perros grandes de montaña para guardia y vigilancia. La existencia de aquellos perros está documentada gráficamente desde 1695 y por escrito en unas crónicas del hospicio desde el año 1707. Estos perros pronto se utilizaron como perros de escolta y, especialmente, como perros de salvamento para viajeros perdidos en la niebla y la nieve. Existen crónicas publicadas en muchos idiomas sobre las numerosas vidas que fueron salvadas por estos perros de la “muerte blanca” y relatos de soldados que cruzaron el paso de montaña con Napoleón Bonaparte hacia 1800, en el siglo XIX, que extendieron la fama del perro de san bernardo por toda Europa.

Los antepasados directos del perro de san bernardo fueron los muy extendidos perros de gran tamaño, de campesinos de la región. Estos perros de gran tamaño se convirtieron en pocas generaciones, siguiendo un patrón ideal, en la raza actual.

Andrea Rodríguez Soto

El murciélago más grande del mundo

11 Mar

MURCIÉLAGOZORROVOLADOR

El murciélago más grande del mundo es el Zorro volador filipino gigante, o Acerodon jubatus. Viven en cuevas y zonas arboladas de las selvas de Maitum, provincia de Sarangani. Es llamado de manera más común con el nombre de murciélagos de la fruta o «zorros voladores» por la estreharelación que poseen sus rasgos faciales con los zorros. Son considerados los murciélagos más grades del mundo, con una envergadura media de 1,5 m y un peso de hasta 1,2 kg. Los machos, como puede suceder en otras muchas especies, son más grandes y pesados que las hembras.

Este curioso animal es fundamentalmente nocturno, y puede viajar más de 40 kilómetros en una sola noche para buscar comida. Es un importante polinizador y dispersor de semillas para muchos árboles frutales de las Filipinas. Una característica muy peculiar de esta especie es que se piensa que una de las razones por las que vive cerca del agua es para asearse; cuando vuelan sobre el agua pueden descender y recogerla con sus alas, y posteriormente utilizarla para cepillarse y limpiarse. Por su parte este aseo también puede ayudarles a permanecer limpios y menos perceptibles para sus depredadores. Es increible pero cierto.

Se alimenta principalmente de cuatro especies de higos, aunque come otras frutas si estas especies no están disponibles. Se ha reportado que comen la fruta cultivada, algo raro y muy poco común. Son muy importantes para las selvas tropicales de las Filipinas, conocido como “el sembrador silencioso”, a menudo dejan caer semillas durante el vuelo o los liberan en sus descensos. Esto ayuda al bosque a regenerarse y sin este murciélago la selva tropical en la que habita se vería seriamente afectada sin este gran distribuidor para semillas, causando un importante impacto en su desarrollo y conservación. Sobre su reproducciín no hay mucha informción, se sabe bastante poco. Parecen tener dos temporadas criadoras, pero las hembras sólo quedan preñadas durante uno de ellas. Generalmente dan a luz a una sola cría. Las hembras alcanzan la madurez sexual a los dos años. No se dispone de información sobre su longevidad.

Cuando los murciélagos frugívoros eran mucho más comunes en las Filipinas, A. jubatus formaba grandes colonias con otros grandes zorros voladores, como el gran Pteropus vampyrus, y se han reportado colonias de más de 150 000 individuos. Este comportamiento, que los hizo tan fáciles a cazar, los ayudaba a mantenerse calientes y más a salvo de potenciales depredadores.